Uno de los niños que aún se encuentra hospitalizado recibió un disparo en el rostro. La bala le rompió la mandíbula inferior, por lo que requiere de cirugía reconstructiva.

Tucson, EU, 6 de noviembre (EFE).- Dos niñas sobrevivientes del sangriento ataque armado el lunes en México a una familia mormona serán dadas de alta este miércoles de un hospital en Tucson, Arizona (EU), mientras otros tres menores se encuentran estables y recuperándose de sus heridas en el propio centro médico.

Leah Staddon, residente en el poblado Queen Creek, en el Condado Maricopa, de Arizona, y allegado a las víctimas, dijo al periódico local Arizona Republic que las dos niñas serán dadas de alta hoy del Centro Médico Universidad Banner, en Tucson, mientras que los tres niños permanecerán en el hospital.

La esposa y los hijos de un sobrino de Staddon estaban entre las nueve personas asesinadas el lunes en un sangriento ataque armado contra tres autos que transportaban mujeres y niños de una misma familia, entre los límites de los estados de Chihuahua y Sonora (México).

Todas las víctimas tienen la ciudadanía estadounidense y son miembros de la familia LeBarón, integrantes de una comunidad mormona del norte de México.

Uno de los niños que aún se encuentra hospitalizado recibió un disparo en el rostro. La bala le rompió la mandíbula inferior, por lo que requiere de cirugía reconstructiva.

Familiares que viven en Arizona se están preparando para asistir mañana jueves a los funerales de las tres madres asesinadas junto a seis de sus hijos.

El sangriento ataque ha acaparado la atención en ambos lados de la frontera. Por el momento, las autoridades sospechan de que se trató de una posible confusión, ya que en la zona se han dado enfrentamientos entre grupos criminales recientemente.

La masacre fue supuestamente perpetrada por el cártel de La Línea durante una disputa por controlar la región a la banda criminal de Los Salazar, según los avances en la investigación dados a conocer este miércoles por las autoridades.

El Jefe del Estado Mayor de la Secretaría de la Defensa Nacional de México, Homero Mendoza Ruiz, explicó en rueda de prensa que, tal como apuntaban de manera preliminar este martes, el macabro asesinato de las familias mormonas tendría relación con un suceso acontecido horas antes en Agua Prieta, municipio del estado de Sonora que hace frontera con Estados Unidos y también con el estado de Chihuahua.

El saldo es de tres mujeres y seis menores muertos, además de seis menores lesionados, una menor ilesa y otra desaparecida y hallada horas después.