México

Diputados cambian reforma de vacaciones: dejan 12 días, pero sólo 6 serán seguidos

06/12/2022 - 9:51 pm

Los diputados de la Comisión del Trabajo argumentaron que aumentar las vacaciones dignas de seis a 12 días de golpe podría afectar a las PyMes por los costos para sustituir a los trabajadores y, del lado de los obreros, que es mejor diferir esos días para “no limitar sus posibilidades” y puedan distribuirlas “como más les convenga”. 

Ciudad de México, 6 de diciembre (SinEmbargo).– Los diputados federales modificaron en comisiones la reforma —ya aprobada en el Senado— que amplía las vacaciones a un mínimo de 12 días por año a partir de 2023, pero decidieron que sólo seis de esos días de descanso sean consecutivos. El resto, la otra media docena, deberá pactarse entre el patrón y los trabajadores.

La Comisión de Trabajo y Previsión Social aprobó estos cambios a la minuta aprobada el mes pasado en el Senado –en donde se había aprobado el aumento del mínimo a 12 días consecutivos de descanso por año– y ramificó en dos estos descansos. A pesar de las críticas, la modificación fue avalada por 17 votos a favor, cuatro en contra y dos abstenciones.

El dictamen modificado avanzó al pleno de la Cámara de Diputados, donde será discutido en una fecha por definirse, aunque las prisas apuran a los legisladores, ya que el periodo ordinario de sesiones culmina el próximo 15 de diciembre.

¿QUÉ  CAMBIOS HICIERON LOS DIPUTADOS?

El Senado aprobó de forma unánime a principios de noviembre las modificaciones a la Ley Federal del Trabajo (LFT) para ampliar las vacaciones de seis a 12 días a los trabajadores que hayan cumplido un año laborando en una empresa.

Pero la reforma de las llamadas “vacaciones dignas”, contempladas en los artículos 76 y 78 de la LFT, aunque se mantiene para que entre en vigor en 2023 y aplicable a contratos individuales o colectivos, recibió un cambio crucial en su regreso a la Cámara de Diputados.

Aunque se mantiene la reforma al artículo 76 de la LFT, que indica que “las personas trabajadoras que tengan más de un año de servicios disfrutarán de un periodo anual de vacaciones pagadas, que en ningún caso podrá ser inferior a 12 días laborables, y que aumentará en dos días laborables, hasta llegar a veinte, por cada año subsecuente de servicios”, el cambio ocurre en cómo se dispondrán de esos días.

El artículo 78 fue modificado por los diputados de la Comisión de Trabajo:

“Las personas trabajadoras deberán disfrutar por lo menos de seis días de vacaciones en forma continua, del total del periodo que le corresponda conforme a lo previsto en el artículo 76 de esta Ley”, indica el texto aprobado esta tarde. “En todo caso, las personas trabajadoras tendrán la potestad y el derecho de pactar con el patrón la forma y tiempos en el que disfrutarán los días de vacaciones que tengan a su favor, ya sea de forma continua o parcial”, dice el segundo párrafo.

Las vacaciones mínimas por un año cumplido de trabajo seguirán siendo 12, pero sólo 6 serán obligatorios de forma consecutiva. Foto: Elizabeth Ruiz, Cuartoscuro.

La argumentación de los legisladores es que tener mínimo 12 días continuos de vacaciones luego del primer año de trabajo “podría resultar desfavorable no solo para los centros de trabajo, sino también para los propios trabajadores en razón de que limita las posibilidades de que los empleadores y los trabajadores acuerden diferir estos días para que se distribuyan como mejor les convenga a ambas partes, y se utilicen de manera libre acorde a sus necesidades, responsabilidades, situación económica, entre otros”.

El dictamen aprobado argumenta que, en el caso sobre todo de las micro, pequeñas y medianas empresas, “sería importante considerar que las empresas no pueden detener su actividad en ese periodo, por lo que tendrán que reorganizarse para suplir al personal que se encuentre en descanso, con el consiguiente compromiso laboral que adquiere”.

Los costos asociados a este cambio, resaltaron los diputados, no deben ser demasiado elevados y contraproducentes, para que “no se generen desincentivos a la formalidad”.

“Existen actividades que no pueden ser objeto de suplencia por el grado de especialidad en el trabajo. Por lo que para el beneficio de ambas partes se estima que debe existir la posibilidad de llegar a acuerdos entre patrones y trabajadores para dispersar a través del año laboral el periodo de vacaciones con un mínimo de seis días continuos”, concluyeron.

Con estos cambios, y a salvo de que se modifiquen en el pleno, el dictamen, una vez avalado por la Cámara de Diputados, deberá volver al Senado, ya que se modificó el texto proveniente de esa Cámara.

¿CÓMO QUEDAN LOS DESCANSOS?

Con la modificación, los aumentos seguirán igual que en lo aprobado por el Senado: dos días por cada año a partir de los 12 mínimos, pero seis días deberán pactarse entre trabajadores y patrones cada año:

– Año uno: 12 días (seis consecutivos y seis a pactar entre patrón y trabajador)

– Año dos: 14 días (ocho consecutivos y seis a pactar entre patrón y trabajador)

– Año tres: 16 días (10 días consecutivos y seis a pactar entre patrón y trabajador)

– Año cuatro: 18 días (12 días consecutivos y seis a pactar entre patrón y trabajador)

– Año cinco: 20 días (14 días consecutivos y seis a pactar entre patrón y trabajador)

Las modificaciones se analizarán en el pleno de la Cámara de Diputados y luego el dictamen será enviado al Senado. Foto: Mario Jasso, Cuartoscuro

– De seis a 10 años: 22 días (16 días consecutivos y seis a pactar entre patrón y trabajador)

– De 11 a 15 años: 24 días (18 consecutivos y seis a pactar entre patrón y trabajador)

– De 16 a 20 años: 26 días (20 días consecutivos y seis a pactar entre patrón y trabajador)

– De 21 a 25 años: 28 días (22 días consecutivos y seis a pactar entre patrón y trabajador)

– De 26 a 30 años: 30 días (24 días consecutivos y seis a pactar entre patrón y trabajador)

– De 31 a 35 años: 32 días (26 días consecutivos y seis a pactar entre patrón y trabajador)

La reforma entrará en vigor el 1 de enero de 2023 y aplicará a partir de ese año. En caso de los trabajadores que llevan más de un año para 2023 se igualará con el nuevo tabulador, en caso de ser aprobados los cambios por diputados y senadores. Por ejemplo, si un trabajador acumula tres años trabajados para 2023, tendrá derecho a los 16 días de la nueva legislación, y no los 10 días que marcaba el tabulador anterior.

Las modificaciones ha sido cuestionadas, incluso dentro de la misma reunión de la Comisión de Trabajo, ya que pone a negociar a dos partes –patrón y trabajador– que están en un nivel desigual, argumentaron. Sin embargo, debido a los tiempos legislativos, los cambios fueron aprobados y algunos legisladores prometieron regresar a revisar estos cambios el próximo año y regularlos de mejor manera.

México es uno de los países de la zona que menos descansos tiene. Foto: Elizabeth Ruiz, Cuartoscuro

MÉXICO, PAÍS CON POCAS VACACIONES

La reforma era urgente, entre otras cosas, debido a que las y los trabajadores de México son los que tienen menos días de vacaciones pagadas en América Latina, según reveló un informe de la agencia World Policy Analysis Center publicado en septiembre.

Según la agencia World Policy Analysis Center, hay cinco países en la región en los que los días de descanso de sus trabajadores son cinco veces más que en México, pues otorgan 30 días de vacaciones pagadas: Nicaragua, Panamá, Cuba, Perú y Brasil.

La problemática sobre los descansos en México no viene sola, ya que además de tener menos vacaciones que el promedio de América Latina, también es la nación donde se trabaja más horas y los que reciben el menor salario de entre los ciudadanos de los 35 países que integran la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

en Sinembargo al Aire

Opinión

Opinión en video

más leídas

más leídas