La ex estrella de los Buffalo Bills podría sufrir CTE debido a múltiples conmociones cerebrales, de acuerdo con el médico que descubrió esta enfermedad.

Simpson cumple actualmente una condena de 33 años en prisión. Foto: AP

Simpson cumple actualmente una condena de 33 años en prisión. Foto: AP

Ciudad de México, 29 de enero (SinEmbargo).- En las últimas semanas la fijación por Orenthal James “O.J.” Simpson ha tenido un curioso florecimiento, impulsado en gran medida por el mundo del espectáculo. Sin embargo, apenas ayer este interés dio otro giro alejado de los reflectores cuando Bennet Omalu, el médico que fue el primero en identificar la encefalopatía traumática crónica (CTE, por sus siglas en inglés), sugiere fuertemente que O.J. sufre de esta enfermedad causada por un traumatismo craneal repetido y que ya ha afectado a decenas de ex jugadores de fútbol americano.

Sin duda no se tratan de buenas noticias para la ex estrella de los Bills de Buffalo, de quien en sólo se ha hablado en los últimos años por la condena de 33 años de prisión que cumple por robo a mano armada y secuestro, además de los shows televisivos inspirados en su caso que están a punto de ser estrenados.

“Yo apostaría mi licencia médica en él”, dijo Omalu en una entrevista a ABC News. “Él fue expuesto a miles de fuerzas traumáticas contundentes para su cerebro.”

OJ estuvo sometido a múltiples imactos a lo largo de su carrera, por lo que no sería raro que padeciera CTE. Foto: Sundance Film Festival

OJ estuvo sometido a múltiples imactos a lo largo de su carrera, por lo que no sería raro que padeciera CTE. Foto: Sundance Film Festival

Sin embargo, la afirmación de que Simpson sufre de una enfermedad cerebral degenerativa no es exactamente nueva. En 2012, mientras que su defensa se encontraba en la búsqueda de un nuevo juicio para revertir su condena de 2008, Simpson preparó una declaración jurada en la que trató de vincular su comportamiento perturbador y problemas con el juicio con las conmociones cerebrales repetidas:

“Yo fui noqueado en juegos por tales golpes repetidos en la cabeza en la década de 1970 y en otras veces seguí jugando a pesar de los duros golpes a la cabeza durante los partidos de futbol americano”, dijo el ex corredor, de acuerdo con The Atlantic.

En última instancia, Simpson optó por buscar un nuevo juicio tomando como base que su ex abogado había sido incompetente al no introducir la narrativa de conmoción cerebral, algo que en su momento se interpreto por muchos como un intento desesperado para que Simpson pudiera reducir su condena.

Simpson trató de usar el argumento de la CTE hace ocho años sin éxito. Foto: AP

Simpson trató de usar el argumento de la CTE hace ocho años sin éxito. Foto: AP

Sin embargo, lo que ahora llama la atención es que Omalu –cuya historia es la base de la película Concussion, protagonizada por Will Smith– esté dispuesto a dar una evaluación especulativa de una figura tan prominente a pesar de tener nunca lo examinó. En la entrevista que Omalu dio, el doctor explicó que Simpson exhibe los síntomas conductuales de la enfermedad, que “incluyen, comportamiento explosivo e impulsivo, deterioro del juicio, delincuencia e incluso trastornos del estado de ánimo.”

Mientras que el futbol americano profesional licha con el problema de las conmociones entre sus jugadores actuales y anteriores, la introducción de Simpson en el tema es probable que sirva más a favor del espectáculo que en beneficio de la discusión. Por supuesto, eso no significa que la sugerencia no sea válida.

“Teniendo en cuenta su perfil. […] Creo que no es una conclusión irresponsable a sospechar que tiene CTE”, concluye Omalu.