Los legisladores morenistas avalaron el proyecto de ley que castigaría “el nepotismo y la corrupción”, con modificaciones mínimas al original de la llamada “Ley Saldívar”.

Ciudad de México, 27 de noviembre (SinEmbargo).- La mayoría de Morena en el Senado de la República aprobó en comisiones la reforma judicial impulsada por la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) y el Presidente Andrés Manuel López Obrador y únicamente falta que pase al pleno esta misma tarde.

En Comisiones Unidas de Puntos Constitucionales y Estudios Legislativos Segunda del Senado, los legisladores morenistas avalaron el proyecto de ley que castigaría “el nepotismo y la corrupción”, con modificaciones mínimas al original de la llamada “Ley Saldívar”.

Empero, Ricardo Monreal, coordinador Morena en el Senado, reconoció que el proyecto carece del consenso requerido por parte de la oposición para que haya al menos dos terceras partes en el pleno.


En ese sentido, Monreal explicó que con la carrera judicial se van a combatir el nepotismo y la corrupción, además de poner fin a “cotos de poder de juzgadores que pertenecen a una familia o una red de tráfico que ha afectado la impartición de justicia”.

Por su parte, la oposición acusó que con esta ley se le entregará más poder a Arturo Saldívar, presidente Ministro de la SCJN, y quien promovió el proyecto en primera instancia.

“Esta reforma es negativa. De ocho puntos, dos pudieran considerarse positivos, como la carrera judicial. Sí se compuso un poco, pero sigue siendo negativa. Traía seis balas, pero ahora trae cuatro”, explicó el panista Damián Zepeda.

“Nada más que eso es regresar a las cosas del estado actual: ahorita se puede. No logramos algo con la reforma”, añadió.

Desde el pasado 18 de agosto, Arturo Saldívar buscaba incluir temas como el combate al nepotismo, impunidad y la corrupción en su reforma al Poder Judicial.

El Ministro de la SCJN señaló que para ello proponía una nueva Ley Orgánica del Poder Judicial de la Federación que eleva a rango de ley las políticas públicas para combatir el nepotismo y la corrupción.

Zaldívar agregó que otro elemento que se busca es medidas cautelares más eficaces.

A la par, adelantó que se buscará modificar el procedimiento de responsabilidades administrativas para garantizar que los procesos de investigación sean efectivos y los servidores públicos sean sancionados, en caso de cometer alguna falta.

Zaldívar aseveró que buscarán que los servidores públicos esté al alcance de quienes menos tienen, a través de una mayor capacitación a los defensores públicos.

“Los defensores públicos deben llegar a cada rincón del País para brindar una representación y asesoría de la máxima calidad como verdaderos abogados de los pobres, de los desprotegidos y de los olvidados”, puntualizó.

Sobre la reforma propuesta, el Ministro dijo que se busca elevar los niveles de excelencia y honestidad de los jueces.