Autoridades de Guanajuato confirmaron que los tres policías fueron detenidos después de que un hombre perdiera la vida bajo su custodia.

Celaya, Guanajuato (Zona Franca).- Juan Carlos “N”, quien se dedicaba a la venta de tamales, fue detenido por policías en Celaya, Guanajuato, y terminó muerto en urgencias del Hospital General local.

Los hechos ocurrieron el lunes poco después de las 5:30 de la tarde, en la esquina de las calle Felipe Ángeles y Jaime Nunó, cuando tres policías, dos hombres y una mujer, se acercaron a la víctima, y le dijeron que tenía una orden de aprehensión.

Juan Carlos “N” fue sometido por al menos a golpes, fue esposado y subido a la caja de la camioneta RAM, color gris, sin placas de circulación.

El momento de la detención y el forcejeo, quedó grabado y se difunde en las redes, donde se observa a los tres policías someter a Juan Carlos. En la grabación se ve que el comerciante pidió ayuda.

Los agentes trasladaron al detenido al Hospital General, pero al llegar a la puerta de urgencias. El personal médico se percató que el hombre había muerto.

Los policías, presuntos responsables de la muerte de este hombre, abandonaron la unidad y el cadáver en la batea de la camioneta, subieron en un auto gris, sin placas y huyeron.

Personal del hospital reportó así los hechos y se presentaron los peritos, para tomar conocimiento y llevar a la unidad del Servicio Médico Forense a la víctima.

A través de su cuenta de Twitter, el Fiscal general de Guanajuato, Carlos Zamarripa Aguirre, señaló que los agentes involucrados ya se encuentran detenidos y que se investigará su actuar.

Sin dar demasiados detalles, el Fiscal señaló que actuaban en cumplimiento de una orden de aprehensión.

ESTE CONTENIDO ES PUBLICADO POR SINEMBARGO CON AUTORIZACIÓN EXPRESA DE Zona Franca. VER ORIGINAL AQUÍ. PROHIBIDA SU REPRODUCCIÓN.